Lo tengo que admitir, señoras y señores del jurado: la deformación profesional que padezco hace que me suponga un esfuerzo leer cualquier publicación cuyo diseño no me guste. A veces se me ha hecho cuesta arriba leer las revistas en las que yo mismo trabajaba.

Mi deformación profesional, por otro lado, me induce a sentir una especie de vergüenza ajena profesional cuando hojeo revistas y periódicos cuyas páginas claman en vano pidiendo una nueva maqueta. He listado (en orden arbitrario, que conste) algunas de las publicaciones cuyo rediseño me gustaría ver durante 2009. Algunas porque se lo merecen o porque lo necesitan, y otras porque cuentan con equipos gráficos talentosos de cuyo trabajo siempre espero lo mejor.

1. Muy Interesante. Lleva triunfando mucho y desde hace mucho, pero se ha estancado en un diseño caducado que no está a la altura ni de su contenido ni de su prestigio. Espero que el Sr. Pardina no se enfade si lee esto. Tiene un uso viejuno de la Franklin Gothic condensada/dilatada, que ya no se estila por el quiosco. Ah, no, espera: la usa El País en su sección de deportes.

2. El País. Es de reconocer que el nuevo diseño del periódico supuso una revolución en la arquitectura de páginas y secciones. Y para mejor. Pero en el cambio se perdió definitivamente su germánica disciplina tipográfica (ya debilitada con los años). Cayó sustituida por un caos de letras que, salvo la Majerit de Mario Feliciano, no procede. Ah, y los suplementos no pueden ser más feos.

3. Telva. Repita conmigo: “Combinar Gill, Futura, Helvética y Didot no tiene glamour“.

4. Interviú. Excusatio previa: en mis tiempos de Zeta trabajé en una nueva maqueta (llena de pezones turgentes y escándalos policiales) que se quedó archivada en un cajón. Dicho lo cual, creo que la emblemática Interviú se merece un nuevo diseño (aunque no sea el mío).

5. Diario de Burgos. Sigue teniendo momentos de creatividad y sorpresa, pero el diseño de este periódico no ha envejecido bien, y sus páginas tienen demasiados remiendos y costurones. Tampoco le vendría mal ajustar un pelín su estridente paleta de colores. Vaya, que el equipo gráfico del periódico tiene un montón de talento, pero el diseño se les ha quedado un poco estrecho…

6. El Mundo. La nueva fórmula pedrojotil está en el horno, y llegará en pocos días. Lo que nos vuelve a situar ante la “ocasión diseñística más grande que vieron los siglos”, con permiso de The Guardian, El País, La Vanguardia

7. ¡Hola! “Si no está estropeado no lo arregles”, dicen los libros de sabiduría. La revista tiene su estilo propio, sigue vendiendo a lo grande y rebosa publicidad. Pero también es cierto que su diseño es rancio, rancio.

8. Levante. Visto lo bien que le quedan los periódicos de tiradas reducidas, me gustaría disfrutar comprobando de lo que es capaz HJF rediseñando un diario de más entidad…

9. Xtreme Superjuegos. Más que nada porque eso querría decir que no la han cerrado…

10. La Voz de Galicia. El último cambio de este periódico fue casi una vuelta a los principios de diseño del siglo XIX (páginas planas, anarquía de blancos, fotos pequeñíiiitas). No creo que se pueda caer más bajo, pero me gustaría pensar que sí se puede rebotar.

11. ¡Qué me dices! En dos palabras: “Diseño barato”.

12. Cosmopolitan. Repita conmigo: “Juntar en la misma portada titulares en Times Cursiva, Times condensada, Times más condensada, Helvética, Kabel y Optima no resulta ni feminista ni sexy”. Se juntan tantas familias tipográficas (y muy feas) que para pasar las páginas hay que tomarse una pastilla contra el mareo.